Nuevo Portal www.murciarock.com

   

.

c

o

n

c

i

e

r

t

o

s
MARLANGO  

16/01/06

Marlango

ENJOY MARLANGO

Comienza con buen pie Marlango el 2006, alcanzando el disco de oro por las ventas de su segundo álbum, Automatic imperfection, confirmando la solidez de un grupo realmente interesante. Para hablar de ellos, no se me ocurre nada mejor que copiar la crítica que escribí en noviembre -hace, pues, sólo dos meses-, cuando actuaron en el Festival de Jazz de Cartagena. Con ella les dejo. Así suena Marlango en directo.

D
eclaraba recientemente Óscar Ybarra, trompetista de Marlango, a Jesús Rodríguez Lenin en El Mundo: «Los conciertos son como el tenis: dependiendo de cómo te devuelven el saque, así se desarrolla el juego». De manera que si hay que creerle aunque sea un poquito, el público de Cartagena debe ser Nadal o Hewitt -no diré Federer-, porque el grupo madrileño encabezado por Alejandro Pelayo y Leonor Watling, sencillamente, bordó su participación en el XXV Festival de Jazz de la ciudad portuaria.

Hay que ver cómo ha crecido Marlango y no me refiero a aspectos comerciales. Presencié un concierto suyo mientras rodaban su primer álbum y me pareció una propuesta atractiva pero endeble, en donde las canciones superaban al grupo. Se habían convertido en poco menos que un hype desde la nada y había que darles tiempo. ¿Y vaya si lo han aprovechado! De modo que 14 meses más tarde, desde la misma tribuna, sólo me queda aplaudir su evolución como banda y enviar a la papelera de reciclaje todas las dudas de la carpeta de la credibilidad.

Con un simpático Alejandro Pelayo al frente de la comunicación y Leonor luciendo enigmática en la penumbra del segundo plano, Marlango fue capaz de ofrecer un concierto intenso, rico en matices y mucho menos lineal de lo que pudiera temerse. Canciones intimistas de ambientación nocturna, con el pop, el soul, el jazz y el neo country como base, que supieron ir desgranando con inteligencia, de modo que el concierto fuese creciendo sutil, sin rupturas, pero de manera cierta.

La primera parte fue la más cercana a ese desierto emocional que les acerca a grupos como Lambchop o Tindersticks -aquí me permito citar la bellísima "Beautiful mess"- que es ya marca de la casa, además el principal motivo por el que todos les citan como ahijados de Tom Waits, de cuya etapa 'Swordfishtrombones-Rain dogs' ciertamente tienen influencias, si bien escasamente formales. Hacia la media hora el tempo y la atmósfera comienzan a tornar variables, dejando entrar algunos rayos de luz pop, aumentando el factor rítmico, ampliando la paleta de arreglos y hasta permitiéndose alguna veleidad cercana al noise-rock de unos Spiritualized, aquí con Alejandro a la guitarra.

También es el espacio para canciones tan bellas como "Twisted and sick", "Pequeño vals", "Enjoy the ride" o esa encantadora y bailable "Once upon a time", con la que dieron paso al bis. Saldado con una buena adaptación del clásico "Beat goes on", que hicieran desde Buddy Rich a Sonny & Cher o, uh, Britney Spears. Y como vino se fue, dejando un paladar mejor del esperado. Buscarle las vueltas a una propuesta tan convincente, estando el panorama español como está, no me parece de ley.

--------------------------------------------------------------------------------------------

- Marlango actúa el viernes 17 de febrero en Molina (Teatro Villa de Molina, 22 horas) y el sábado 25 de febrero en Murcia (Auditorio Víctor Villegas, 21.30 horas).

-------------------------------------------------------------------------------------------