Nuevo Portal www.murciarock.com

   

.

 

d

i

s

c

o

s

 

M-CLAN "Defectos personales " (Dro)

 

20/09/02

Cinco claves para ilustrar Defectos personales, el quinto álbum de la más reconocida formación murciana, M-Clan.

ROCK
Definitivamente no, Defectos personales no es la anunciada 'vuelta al rock' de M-Clan. De un lado porque la banda encabezada por Carlos Tarque siempre ha sido un grupo de rock. Más o menos pulido, pero rock. Y de otro porque el cambio en este sentido no resulta significativo. Naturalmente que suena más rudo que su anterior trabajo, que era en formato acústico, pero no por ejemplo que "Usar y tirar", el disco que les mostró la senda del éxito comercial.

CAMPILLO-RAYA
¿Si se nota la ausencia de Santi Campillo? Desde luego, pero que nadie intente verlo como el definitivo ablandamiento de M-Clan o algo parecido. De hecho, las aristas en su sonido ya estaban limadas desde sus dos últimos trabajos, con Campillo en filas. En este sentido, incluso hay más pegada ahora. Lo que sí ha desaparecido es ese estilo peculiar, americanizado y rhythm'n'bluesero de Campillo, como también se aprecia un menor impacto del hammond de un Luis Prado sorprendentemente relegado.

CROWES-PETTY-STONES
M-Clan tiene hoy un sonido propio y reconocible, en especial gracias a la magnífica voz de Tarque, pero también una tendencia que le impide ocultar sus influencias. Si en los primeros discos éstas venían de Black Crowes (y Led Zeppelin en "Coliseum") y en los siguientes de Tom Petty (más que de los Byrds), ahora los que se asoman entre las partituras y especialmente y de modo notorio entre los arreglos son los Rolling Stones de los setenta (Sticky Fingers, Beggars Banquet, Some Girls). Les sienta bien, aunque por momentos se exceden, como en la canción que da título al álbum, casi casi un copy-and-paste cortesía del señor Raya.

PRODUCCIÓN
Cambiaron a Alejo Stivel por Nigel Walker, quien ha hecho una producción... alejista: voz muy en primer plano, guitarras casi inaudibles en los temas más suaves y radiables, sonido doméstico. No hay grandes cambios tampoco en este sentido.

CANCIONES
La madre del cordero. El nivel general es bueno y hay cortes como En el barrio, que son una auténtica gozada: rock chicano, setentero, vacilón, latino, callejero y calurosamente húmedo. Lástima que sólo sea una muestra sin continuidad estilística. El resto se reparte entre las concesiones rockeras, casi casi con sabor a relleno (la psicodélica Si hay un dios es de las mejores y el single Antihéroe no pinta nada mal, en cambio Viviendo del aire y El general dejan bastante que desear) y las de pop-rock suavito y orientado a la radio. Con buenos momentos como Espectáculos de ruido o Mil cigarrillos, que, no obstante, no alcanzan el nivel ya mostrado en canciones anteriores como "Los periódicos de mañana" o "Setenta y nueve". Lo que sí escriben cada día mejor son las letras: irónicas, con sentido del humor y no exentas de una cierta arrogancia que delata su origen rockero. A destacar también la muy bella Piratas.

RESUMEN
Pues Defectos personales es un buen disco, un trabajo digno y correcto que, no obstante, valoro como de transición. Hacia no se sabe donde. Ahora bien, que M-Clan se encuentre peleando en lo alto de la lista de ventas no debiera enfurecer a nadie, sino todo lo contrario: ya miren hacia arriba o hacia abajo de dicha lista, lo que encontrarán será incomparablemente peor, esto seguro.

 

¿eNTONCES QUÉ, DISCAZO,

"Defectos personales" es el
título del quinto álbum de M-Clan