Nuevo Portal www.murciarock.com

   

.vuelves al índice de entrevistas

e

n

t

r

e

v

i

s

t

a

s
LOS LUNÁTICOS  

27/02/04

Miguel Bañón, Íñigo Uribe, Steve Emery, Santiago Campillo y Eric Franklin, unos cuantos Lunáticos (foto: Ángel F. Saura)

EL CORAZÓN DEL ROCK AND ROLL

"Para nosotros es un concierto muy especial". Llegó el esperado momento. Por fin podremos ver en directo a Los Lunáticos (mp3), la banda liderada por Miguel Bañón y Santiago Campillo. Se les tiene ganas y no es para menos. Su álbum de debut vio la luz el pasado mes de octubre, un estupendo disco que tiene sabor a auténtico rock and roll, aquél que se mide por su espíritu y actitud antes que por el nivel de distorsión de las guitarras.

Pero además, se da la circunstancia de que la banda se completa con músicos de verdadero lujo, desde el ex M Clan Iñigo Uribe en los teclados, al chileno Eric Franklin a la batería o ese Steve Emery que ha compartido escenarios y hoteles -no necesariamente destrozados, aunque alguno haya caído, me consta- con tipos como Eric Clapton, Manfredd Mann o los Fleetwood Mac.

No acaba ahí el interés, ni mucho menos. Además del placer de escuchar sus canciones en directo, se da la circunstancia de que podremos ver en su salsa a ese animal de escenario que es el líder de Los Marañones (Miguel) y, atención, a Santiago Campillo empuñando su eléctrica por primera vez en Murcia desde su salida de M Clan. Va a arder Troya. Así que, antes de tan candente ocasión, me los cojo a ambos por banda y destripamos el contenido de Con la música a otra parte. Hablan sus autores.

EN LA PLAYA
Es una canción muy refrescante, en la onda del rock and roll americano tipo Steve Miller, Tom Petty o incluso el irlandés Van Morrison. ¿Letra con doble sentido? Bueno, aparentemente es inofensiva, pero es cierto que ésa es una característica presente en todo el disco, algo muy propio del rock and roll. Y a nosotros siempre nos ha gustado mucho Chuck Berry.

CHULO
Es una de las más rockeras del disco, está basada en un par de riffs de guitarra, uno más stoniano y otro más Led Zeppelin. No se refiere a nadie en concreto, se trata de un personaje que todos podemos reconocer en los bares o en el barrio. Nos gusta ser comprensivos con nuestros personajes, tratarlos con cariño y ponernos en su lugar. Nosotros mismos también somos un poco chulitos y lo asumimos.

QUÉ MÁS SE PUEDE PEDIR
Es una sátira acerca de la industria discográfica, de los grupos de diseño que salen de la nada y de pronto son estrellas. Pero aún así en el estribillo decimos 'algo tendrán cuando a la gente le gusta'. Es una reflexión, siempre con buen humor, acerca de lo absurdo del mercado de la música. Será el próximo single.

NOCHES DE SATISFACCIÓN
Un canto a la vida en la calle. Habla de las mil y una noches de juerga, de las chicas, de la luna... Intenta rescatar la magia de esas noches que acaban siendo inolvidables. Originalmente era algo más country-rock. ¿Un poco Marañones? No sé, creo que, más allá de algún giro puntual, éste es un disco que tiene muy poco que ver con Marañones o con M Clan.

INVÍTAME A DORMIR
Aquí sí que no hay doble lectura, ésta es totalmente directa (risas). ¿Si es un disco positivo? Es golfo, irónico, pero también positivo. Consideramos que el rock and roll es una música para divertirse, siempre lo ha sido. Por eso utilizamos la música un poco para reírnos de la vida, que ya es bastante dura. Se trata de pasar un buen rato, no de amargar a nadie más todavía.

MI PAÑUELO DIJO ADIÓS
¿Un poco Creedence? No, yo la veo con un punto incluso funky. Es un rhythm'n'blues que conecta con el soul. También pop, seguramente es la melodía más pop de todo el disco. La letra habla de nuestros rollos bohemios, de la vida un tanto errante de los músicos, que es también una constante en el disco: carretera y bohemia.

CORAZONES DE PIEDRA
No sé si es la más sorprendente o dramática. Es un 6x8, que ya de por sí es un tempo difícil o poco habitual. Es la letra más melancólica, habla del pasado, de sensaciones vividas, pero con una puerta abierta al optimismo. De ruptura, de recuerdos y de romper en cualquier momento con las cosas que no te gustan de tu vida. El dobro le aporta un plus de melancolía.

UNOS CUANTOS LUNÁTICOS
Una declaración de principios. ¿Si los rockeros somos especies en extinción? Bueno, la letra es un diálogo, eso lo dice que el 'normaleras', el que está reprochando. Pero nos da igual, llevan diciendo que el rock ha muerto desde Led Zeppelin. No, incluso desde la decadencia de Elvis. O sea, que fíjate el caso que se le puede hacer.

EL REY DE COPAS
Es un personaje de la noche a quien todo el mundo puede identificar. Todos conocemos a gente así, son estereotipos, de algún modo. Musicalmente es la más country-rock, que no country. Nosotros nunca hemos tocado por Kenny Rogers, sino por Neil Young, Poco, Little Fish...

SANSEACABÓ
Rock and roll total. Parte de un riff zeppeliniano (Miguel) y el otro es más glam-rock (Santi). También es otra canción que habla de ruptura desenfada, sin rencor, sin crisis, incluso con alegría por poder pasar página. Sí, es cierto que la parte final del disco nos ha quedado muy setentera.

QUE EL TREN NO PARE
El tren como icono de la libertad, de la aventura, de la huída, algo muy propio del rock and roll. Se ha convertido en un saludo, mucha gente en el foro de nuestra página se despide así. Me gusta porque tiene un rollo muy optimista, es un buen saludo.

REVOLUCIONARIOS
Habla de la gente que, por dinero o por poder, es capaz de olvidarse de todo, hasta de sus principios. Va dirigida a aquellos que van como levitando por la calle, como si estuvieran dos pasos por encima de los demás.

CON LA MÚSICA A OTRA PARTE
Un poco de Hendrix, otro poco de ZZ Top... Es hard-rock. También es un modo de sugerir que estamos haciendo otra cosa diferente a nuestros proyectos anteriores o paralelos. Hemos cogido las guitarras y nos hemos largado con la música a otra parte.

--------------------------------------------------------------------------------------------

- Con la música a otra parte está publicado por Santo Grial.

- Visita la web de Los Lunáticos.