Caviar y macarrones [crítica Ludovico Einaudi]

Jam Albarracín | 24.07.2011 - 11:12 | Críticas

Ludovico Einaudi en La Mar de MúsicasOfreció una primera media hora de pura ambrosía, de aquellas de frotarse los oídos para asegurarse de que lo escuchado era real. Ludovico Einaudi y su grupo bordaron el silencio con minimalistas pespuntes de hilo inaudito, que alcanzaron una enigmática dimensión apenas conocida. Con delicadeza y precisión insólitas, además de sonido inmejorable, cada uno de los mínimos detalles resultaba esencial en un todo exquisito. Pero entonces la banda se marchó, entró en escena la sección de cuerda de la Sinfónica Región de Murcia y el misterio se hizo carne, perdiendo calidad y gran parte de su interés.

De manera inesperada todo fue tornando evidente; el enigma se vistió de obviedad; el factor inquietante fue reemplazado por una sucesión de acordes más propios de un Nyman de banda sonora, sin que la Sinfónica aportase nada especial -no sé si por el arreglo, por falta de calidad o por ambas cosas- y aunque se mantuvo un nivel digno, con la espectacularidad que siempre conllevan 20 cuerdas tocando al alimón, la belleza se largó con las gaviotas para no regresar. Memorables primeros 30 minutos, anotado en el agua el resto.

El sabor final, por tanto, resultó un poco decepcionante. No porque no fuese un buen concierto, que lo fue, sino porque después de media hora viendo jugar al Barça, mirar al Español desluce, aunque no sea mal equipo. Einaudi comenzó a solas, abriendo con 'Lady Labirinth' y a continuación, ya con su sexteto, atacando la brillante 'Nightbook'', canciones ambas que volverían a interpretar al final. 'In principio', 'Insaco', 'Bye bye mon amour', 'Crane dance' y 'The tower' sería el restante quinteto inicial, el de champions league.

Oiga, era tan extraordinario que mirabas desde el bello marco del Parque Torres y hasta los castillos, el teatro romano y las estelas de la mar parecían lucir con mayor esplendor. Además el sonido era tan increíblemente bueno -se distinguían a la perfección hasta las diferentes intensidades del ataque de la maza sobre el xilófono- que estuve a punto de pedirle el teléfono al técnico para pasárselo a Julieta Venegas.

La perfección parecía existir. Pero tenía fin. Lamento insistir en ello, pero es de máxima relevancia: se fue la banda y apareció la Sinfónica y desapareció el encanto, el detallismo, la magia, la precisión del miniaturista. Parece una broma tener que recordarle a un gran minimalista como Einaudi los principios del minimalismo. Pero bien, esta onda funciona, al público le gusta escuchar la épica de las cuerdas, así que resulta sencillo traicionarse a uno mismo en pos de una supuesta grandeza que lo fue sólo en tamaño.

No es que 'In un altra vita', 'Stella del matino' o 'La nascita delle cose segrete' sean malas piezas, pero no es de buen gusto mostrar el caviar para luego de segundo poner macarrones. Por mucho tomate y queso que lleven.

 

LA MAR DE MÚSICAS 2011
Concierto: Ludovico Einaudi. Formación: Ludovico Einaudi (piano), Federico Mecozzi (violín, guitarra), Mauro Durante (violín, pandero), Antonio Leofreddi (viola), Marco Decimo (violoncello) y Robert Lippok (electrónica, xilófono) + Sección de Cuerda de la Sinfónica Región de Murcia. Lugar: Auditorio Parque Torres, jueves 21 de julio. Calificación: Interés variable.

Videoteca

VideotecaAquí podrás ver los diferentes videoclips que recibimos de los grupos de música de la Región de Murcia. No te lo pierdas.

Ir a Videoteca...

Fonoteca

FonotecaEscucha todas las canciones de los diferentes grupos murcianos que nos mandan a murciarock.com. Para todos los gustos. 

Ir a Fonoteca...