"Nosotros tenemos la música" [Crítica Benjamin Biolay]

Jam Albarracín | 18.05.2010 - 04:55 | Críticas

Benjamin Biolay el pasado verano en Cartagena"Nosotros tenemos la música", le cantaba Leonard Cohen a Janis Joplin en 'Chelsea Hotel #2' y los ecos del magnífico concierto de Benjamin Biolay me traen al recuerdo las palabras del viejo maestro. Tenemos la música, la tuvimos el pasado sábado en una expresión elevada, cualitativa y emocionalmente, gracias al bohemio dandy francés. Gracias, insisto.


Era su tercera visita a la Región de Murcia, aunque primera a la capital, y el motivo era la presentación de su quinto álbum de estudio, La superbe. Y así fue exactamente el concierto: soberbio. Lo fue porque se trata de su mejor trabajo desde su encantador debut de 2002, 'Rose Kennedy', y porque por fin Biolay ha logrado dar ese paso adelante que lo confirma como gran intérprete, además de gran compositor y arreglista de visión orquestal.

Fue un concierto extenso, intenso, dramático, poderosamente melancólico y finalmente exquisito, en el que Benjamin Biolay demostró ser mucho más que el sucesor de Gainsbourg y sin embargo su digno heredero, precisamente por saber gestionar su talento, por ser capaz de ir más allá, por anteponer su personalidad sonora por encima de legado alguno. Ya sea la chanson pop, el rock anglosajón, el jazz, el french touch electrónico o incluso esos poéticos recitados que entroncan con el rap y con el spoken word. Definitivamente, Biolay es un estilo en sí mismo, moderno y con raíces. ¡Y qué estilo!

El astro francés, espléndidamente acompañado por su banda, moldeó a su antojo texturas, ritmos e intensidades. Se mostró dramático hasta bordear lo épico en A l'origine y en La superbe, el mejor momento de la velada; trazó intimista en la durísima Ton héritage, a solas con el piano, y Jardin d'hiver, la preciosa bossa-jazz que compusiera para Keren Ann; ofreció un tercio final rítmico y sofisticadamente bailable, en el que la electrónica aumentó su protagonismo (Qu'est ce que ça peut faire?, Assez parlé de moi) y se marcó tres bises de pura ambrosía: Padam, la mágica Les cerfs volants y la sorprendente Brandt rhapsodie, en dúo vocal con Audrey Blanchet.

Su versatilidad influencial siempre pinta coherente, aumentando la sensación de magnificencia de una propuesta grande, frondosa, de calado, aderezada por unos textos de extraña precisión, misterio y veracidad. No entenderlos resta apenas, pues la suya es una poesía incluso más acústica que literaria. Ah, la 'mélancolie', cuán bella si bien expresada.


Concierto: Benjamin Biolay. Formación: Biolay (voz, piano, teclados, trompeta), Marc Chouarain (teclados, theremin, saxo, programaciones), Audrey Blanchet (coros, arpa, cello), Pierre Jaconelli (guitarras), Nicolas Fiszman (bajo, guitarra acústica) y Denis Benarrosh (batería, percusiones). Lugar: Sala Miguel Ángel Clares del Auditorio Víctor Villegas, 15 de mayo. Calificación: Excelente.


Videoteca

VideotecaAquí podrás ver los diferentes videoclips que recibimos de los grupos de música de la Región de Murcia. No te lo pierdas.

Ir a Videoteca...

Fonoteca

FonotecaEscucha todas las canciones de los diferentes grupos murcianos que nos mandan a murciarock.com. Para todos los gustos. 

Ir a Fonoteca...