El Rey pasa [Crítica BB King]

Jam Albarracín | 09.06.2010 - 10:21 | Críticas

BB King en Murcia [Foto: Israel Sánchez]Podremos decir que lo vimos, que escuchamos su voz de fuego y que oímos llorar a Lucille. Tal vez que agarramos una de las numerosas púas que BB King arrojó a la audiencia y, alguno de los osados que al final se izó hasta el escenario, afirmar solemne que llegó a estrechar una de las manos más influyentes de la historia del blues. Nos vanagloriaremos de haber estado en una de las probablemente últimas giras del mito. Pero no podremos decir que disfrutamos de un buen concierto. No, si somos sinceros.

BB King pasó por el Víctor Villegas como Messi por un entrenamiento. Destellos sin intensidad. Acompañado de una banda tan negra como el carbón -batería, gran bajista, guitarra, teclados y cuatro metales, dos saxos y dos trompetas- y bien conocedora de los doce compases para tres acordes del otrora ritmo del diablo, el Rey tuvo que lidiar con el sudor de un técnico de sonido que a buen seguro debía estar rezando para que aquello acabase pronto. Cuando por un instante el 'grillo' que acompañó durante toda la noche a la guitarra de King cesó, el público lo recibió con una ovación. Fue un espejismo, volvió aumentado.

Podría ser una anécdota, pero fue la constante. La voz empezó sonando sólo en monitores, la guitarra de ritmo se escuchaba más que los solos de piano, y aunque todo fue mejorando según transcurrían los 75 minutos de concierto, tampoco parecía importarle demasiado al rey y su cohorte, todos ajenos, todos sonrientes, todos buenos músicos, todos cubriendo aseadamente el expediente.

One for the ladies y sonó 'You are my sunshine'; one for the men y es el turno de 'Rock me baby'. Pintamos el clímax y atacamos 'The thrill is gone'. Toca despedida y nos marcamos el tradicional himno gospel 'When the saints go marching in'. Bien, ¿no?

Y así transcurrió la cosa. Se le recibió como a un rey (en pie) y se le despidió como tal. No procedía menos. Es la misma historia del rhythm'n'blues quien marcaba la pauta, quien bromeaba con el baterista, quien encontraba la máxima complicidad del público, quien se ha dejado la piel en miles de escenarios y ha dignificado y popularizado el estilo.

Era BB King, el Rey del Blues, y estaba tocando para nosotros. Doble lástima, entonces, que su concierto deviniera tan funcionarial y poco sustancioso.


Concierto: BB King. Lugar: Auditorio Víctor Villegas, Murcia, 6 de junio de 2010.


Calificación: Interesante.

Videoteca

VideotecaAquí podrás ver los diferentes videoclips que recibimos de los grupos de música de la Región de Murcia. No te lo pierdas.

Ir a Videoteca...

Fonoteca

FonotecaEscucha todas las canciones de los diferentes grupos murcianos que nos mandan a murciarock.com. Para todos los gustos. 

Ir a Fonoteca...