Gloriosa Patti [Crítica Patti Smith]

Jam Albarracín | 18.07.2010 - 07:30 | Críticas

Patti Smith en Cartagena [Foto: JM Rodríguez]Las informaciones previas hablaban de su buen estado de forma, pero nadie podía esperar el soberbio máster de rock que ofreció Patti Smith en 'El concierto de La Verdad en La Mar de Músicas'. Acompañada entre otros por Lenny Kaye y Jay Dee Daugherty, miembros del Patti Smith Group original, la madrina del punk demostró que por las grandes canciones no pasa el tiempo, si se es capaz de esgrimirlas con el poder, la honestidad, la convicción y la intensidad con que fueron creadas.

Ahí radica lo más complicado. Cuando uno se acerca a ver a un mito sabe que puede acabar rindiendo tributo a lo que fue, pero vistiéndose de benevolencia ante lo que es. Con Patti Smith se puede -se debe- emplear criterios de máxima exigencia y aún así superará las expectativas. Todas: las escénicas, las técnicas, las narrativas y, más difícil todavía, las de la actitud, algo esencial en el rock.

Cuando unas canciones están basadas en sus melodías, recrearlas no requiere mayor esfuerzo. Cuando están basadas en el espíritu, en la actitud, en la intensidad, en esos intangibles que en cambio son los que marcan épocas, tendencias y engrandecen a sus autores, resulta mucho más complicado. No basta con recrearlas, hay que sentirlas, volver a vivirlas. Obsérvenlo con muchos veteranos del rock: las canciones que peor les suelen quedar son las más sencillas técnicamente, las que tienen algo más que acordes y melodía.

Patti Smith y su grupo fueron capaces de mantener la intensidad y la tensión -poética, nocturna, neoyorkina, underground- con que aquellas canciones fueron concebidas. Y si hablamos de Ask the angels, de Free money, de Rock'n'roll nigger y de la superlativa Gloria, estamos hablando de algunos de los temas más intensos y de mayor agresividad latente de la historia del rock. Canciones cuya tensión va creciendo hasta amenazar la salud y que Patti Smith hoy sabe esgrimir con la misma pasión que la llevó a ser considerada la dama más influyente del rock.

Su discurso no es amable y, si no se es conocedor del repertorio, puede resultar hasta árido. Pero es tan grande y transmite tanta credibilidad y magnificencia que todo el repleto auditorio acabó saltando, gritando, aplaudiendo y agradeciendo haber tenido la fortuna de estar allí, de ser testigos de primera mano de lo que es el rock en estado puro. Sin engreimiento, con calle. Sin poses estelares, con honestidad.

Patti Smith abrió el concierto con Redondo beach y por supuesto no faltó Because the night, tal vez su canción más conocida pero ni de lejos la mejor. Nos felicitó como campeones del mundo, se excusó por su 'poor english' (estos americanos), dejó espacio a la improvisación, ocultó la inicialmente prevista 'People have the power', versionó a los Stones (Play with fire) y tuvo un cálido recuerdo para su amigo Jim Carroll, fallecido hace menos de un año, de quien interpretó la rockandrolleramente endiablada People who died, en la que invitó a recordar y a gritar al viento los nombres de nuestros seres queridos que ya nos dejaron.

Se me quedan pequeños los calificativos, fue una velada magnífica y extremadamente emocionante. Siete palabras: Patti Smith, te queremos: gracias por existir.


XVI LA MAR DE MÚSICAS
Concierto: Patti Smith. Formación: Patti Smith (voz, guitarras), Lenny Kaye (guitarras, voces), Jay Dee Daugherty (batería), Tony Shanahan (bajo, voces) y Jack Petruzzelli (guitarra, teclados). Lugar: Auditorio Parque Torres, 16 de julio de 2010. Calificación: Excelente.


Videoteca

VideotecaAquí podrás ver los diferentes videoclips que recibimos de los grupos de música de la Región de Murcia. No te lo pierdas.

Ir a Videoteca...

Fonoteca

FonotecaEscucha todas las canciones de los diferentes grupos murcianos que nos mandan a murciarock.com. Para todos los gustos. 

Ir a Fonoteca...