Miqui Puig: "Sigo una estricta dieta de vinilos"

Jam Albarracín | 16.01.2009 - 11:55 | Entrevistas

Miqui PuigCantante, compositor, showman, agitador cultural, reputado DJ, productor artístico, entertainer y conocido personaje mediático, a veces se tiende a solapar la primera condición de Miqui Puig, la de músico que acaba de cumplir 20 años de solvente trayectoria. Primero al frente de Los Sencillos, con quienes logró éxitos de la talla de “Mala mujer” y “Bonito es”, y desde comienzos de esta década en solitario. De tal guisa ha publicado tres álbumes de pop elegante, narrativa fluida y arreglos preciosistas. El último se titula Impar. Lo presenta en Murcia.

La historia se repite. Quedo con mi chica. Falta una hora, así que introduzco “Impar” en mi estéreo, me coloco los auriculares. Al final llego tarde. Quiero decir: no me interesa la objetividad, pero posiblemente es lo mejor que has hecho en tu carrera. ¿Tienes una sensación parecida?

- Lo mejor es estar de madrugada por Valencia con un amigo DJ y que otro DJ desde Albacete le mande un SMS con parte de una letra del álbum. Sonríes y piensas en que sí, que quizá lo hemos vuelto a conseguir. Para que luego sólo el tiempo y el público lo coloquen donde se merezca.

Como ella es más joven, no le sorprende que llegue tarde por la música, pero sí que lo haga por el disco “del de Factor X”. El precio a pagar…

- Sin duda. Pero también es una faceta en la que nadie me obliga a estar, sólo se me da bien. Aunque es verdad que gracias a esto mucha gente joven se ha acercado a mi música. Quedaron para el recuerdo los programas musicales de televisión…

Es un hecho, eres una estrella mediática. ¿Cómo lo llevas?

- Lo llevo sin más. Sigo una estricta dieta de vinilos, vida en mi sitio de siempre, conservar amigos y huir de alfombras rojas innecesarias, de estrenos de películas que no me gustan. Me manejo mejor entre cabinas o produciendo a nuevas bandas.

Factor X es un reflejo de…

- Del ansia de querer triunfar. Pero es cíclico, ya en los 60 existían concursos radiofónicos que se medían por el abucheo del público. Lo único es que en televisión todo se amplifica y más cuando luego hay mil programas que viven de trocear los demás.


“LA MELODÍA ES EL ARMA FINAL”

Vamos con “Impar”. No le sobra nada. Notables canciones (“Miqui contra el mundo”, “Londres”, “Impar”, “El hombre que hacía barcos en botellas…), personalidad y variedad de influencias que denotan un amplio bagaje musical: arreglos a lo Herb Alpert, pinceladas jazzies, Stereolab… Es pop con mayúsculas. Supongo que eres un tío ecléctico, sea lo que sea eso.

- Para mi ecléctico es degustar muchas cosas distintas. Para buscarle la parte negativa se usa a veces, pero era peor cuando me llamaban “fresco”, eso sí que es odiable. Pero mejor variar, ya que a pesar de gustarme mucho el syrah, no me bebería tres botellas seguidas.

Y claro, que no falte el northern soul (“Polvos de talco”, “Londres”). Quien ha sido mod nunca deja de serlo, supongo.

- El amigo Kilo Amat ya lo decía: algo queda. Siempre digo que del tiempo mod, aprendí ética y estética.

En cambio, una canción como “Mal pero acostumbrado” me recuerda al murciano Parade, con esa sensibilidad un tanto miniaturista.

- Dentro de ese eclecticismo hay espacio para todo, y en pequeños detalles se hace hincapié en la melodía, que es la final el arma con la que nosotros -los cantantes- llegamos a la gente. Todo para que la canción crezca.

“Serio y bien pensado”. Así que el amor era esto: auge y rutina.

- Esa es una de las caras, pero sí, al final todo se vuelve normal y en las canciones de Miqui Puig siempre hay un momento agridulce de realidad que te devuelve a ras de suelo. Serios, bien plantados y perfumados.

Vuelves a reivindicar el fútbol. Ya lo habías hecho en solitario y con Los Sencillos. Claro, siendo del Barça debe de ser fácil. Te veía yo yendo a la Nueva Condomina, uh…

- Pues el disco habla precisamente de las tardes de sábado en el campo de l’Ametlla cuando dos hooligans solos animábamos al equipo, que llegó a subir a segunda regional. Militancia se llama. Al campo le llamábamos curiosamente la Nueva Pulmonía.

En Murcia actúas compartiendo programa con The Whip. ¿Qué opinión te merecen?

- Me encantan, savia nueva para el legado del baile y el rock que tantas veces hemos bailado desde P.I.L. Tengo ganas de que llegue esta noche.


Quiénes: The Whip + Miqui Puig.
Qué: Ciclo 'Deja de bailar'.
Cuándo: Viernes 16 de enero de 2009, 21.30 horas.
Dónde: Sala Audio, Murcia.
Cuánto: 10 euros.

Videoteca

VideotecaAquí podrás ver los diferentes videoclips que recibimos de los grupos de música de la Región de Murcia. No te lo pierdas.

Ir a Videoteca...

Fonoteca

FonotecaEscucha todas las canciones de los diferentes grupos murcianos que nos mandan a murciarock.com. Para todos los gustos. 

Ir a Fonoteca...